Apuestan a revitalizar la conservación de semillas originarias

La Subsecretaría de Agricultura Familiar realizó el primer taller regional NEA, en la localidad de Empedrado Corrientes, donde se reunieron durante dos días productores de semillas variedad criollas de las cuatro provincias, Chaco, Corrientes, Formosa y Misiones, y técnicos de la SsAF exponiendo experiencias, debatiendo propuestas y trazando objetivos que logren revitalizar la conservación de las semillas originarias de los antepasados que aún hoy siguen usando en sus diversos cultivos la gente que produce en la chacras y campos de esta región.

La Delegación Misiones de la Subsecretaría de Agricultura Familiar –SsAF- marcó una importante presencia con productores/as quienes demostraron que poseen un alto valor en conocimientos ancestrales que fueron compartidos e intercambiados a lo largo de dos extensas jornadas; también se trabajo sobre las problemáticas y limitaciones de los agricultores familiares y de autoconsumo de las otras provincias. Es digno de resaltar las exposiciones de INDES y del Movimiento Semillero Misionero que con todo un bagaje de conocimientos transmitieron a los asistentes muchas herramientas y testimonios de cómo se trabaja en la temática de semillas en la provincia de Misiones. También de parte de los Coordinadores y Delegados Provinciales asistentes de la SsAF surgió el compromiso de acompañar en diversos aspectos para fortalecer la biodiversidad de las semillas y buscar dar un mayor espacio para que los agricultores/as puedan cuidar y mantener sus simientes a partir de los cuales producen diversos alimentos para el sustento de sus familias, animales y también para la comercialización.

El escenario que se nos presenta es que, en toda Latinoamérica, se han ido perdiendo las variedades autóctonas de los principales cultivos que servían de sustento a las familias campesinas y aborígenes. Podría decirse que esto no es casual y responde a varios factores:

1*- los semilleros multinacionales se apropiaron, patentando estas variedades y mediante modificación genética las transformaron en híbridos (las semillas híbridas no pueden reproducirse o lo hacen con muy bajo potencial). Esto ocasiona que las semillas y materiales disponibles en el mercado, en general no son apropiadas para el sector de la AF, dado que, al no ser variedades, no pueden multiplicarlas y necesitan alto nivel de fertilizantes, herbicidas, insecticidas.

2*- Las altas productividades que estos híbridos expresan, son consideradas en algunos casos y por algunos sectores, como beneficiosas. Por supuesto no se tuvo en cuenta hasta ahora a quienes no tienen la posibilidad de adquirir estos “paquetes tecnológicos”.

3*- las condiciones climáticas también jugaron un rol importante: las sequias de los últimos años afectaron a las cosechas de las que se obtenía la simiente para campañas siguientes. De esta manera se fueron perdiendo variedades que se encontraban en manos de las familias productoras desde varios años atrás.

Estos factores hacen que en la actualidad los pequeños productores tengan dificultades para conseguir semillas variedad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *