Se presentó el plan integral de la producción yerbatera

Encabezado por el gobernador, Maurice Closs, se hizo la presentación del plan integral de la producción yerbatera, mediante el cual la provincia, el Inym y el Banco Macro ponen a disposición del sector yerbatero 90 millones de pesos, como primer paso para la puesta en marcha del Mercado Consignatario.

Esta primera etapa consiste en un complejo esquema financiero alimentado por la provincia, el Instituto Nacional de la Yerba Mate (Inym) y el Banco Macro.

Tendrá dos formas de operar: a través de warrants y de cheques diferidos. No habrá consignación física de la yerba. En total se involucrarán alrededor de 90 millones de pesos, de los cuales 60 se volcarán en forma de crédito para la compra de materia prima, 20 quedarán como garantía y los otros 10,8 cubrirán los intereses. También lo podrán usar las empresas integradas.

Para ambas operatorias (warrants y cheques diferidos) el Banco Macro actuará como agente financiero, el Inym se hará cargo de subsidiar las tasas de interés -para ello destinará 10,8 millones por año- y la provincia aportará 20 millones que quedarán como garantía y se usarán solamente en caso de que el banco no pueda cobrar los créditos.

La implementación a través de cheques diferidos prevé que el secadero cobre el dinero a través de un depósito bancario y en un solo pago, de manos de la entidad financiera al momento de entrega de su canchada al molino.

El gobernador, Maurice Closs, expresó que la asignación de los recursos para crear el mercado no depende de una ley, sino de una decisión política y de plata a disposición.

“Muchas veces escuchamos hablar con demagogia de la creación del Mercado Consignatario para seducir a los agricultores y establecer temas de agenda. Nosotros desde la política estamos dando una ayuda directa, que es para toda la familia yerbatera, pero en particular para el pequeño productor. La lógica es que no se venda rápido, que se pueda aguantar para vender el producto en el momento oportuno y a un precio justo”.

En tanto, señaló que el dinero fue fruto del esfuerzo compartido y el éxito de la operatoria dependerá de la “honestidad, del esfuerzo y el compromiso” de toda la cadena.

En el acto de presentación del plan integral, se entregaron cheques en concepto de asistencia directa, por un valor que supera los 1,5 millones de pesos destinados a 24 cooperativas.

El ministro del Agro, Néstor Ortega, destacó la posibilidad de asistir al sector, en paralelo a las gestiones que se realizan en Buenos Aires para poner definitivamente en funcionamiento el Mercado Consignatario. El aporte es de 90 millones de los 200 que se necesitan en total.

Por su parte, en representación del Ministerio de Agricultura de la Nación, Carla Campos Bilbao, expresó que después de mucho tiempo se tiene la decisión política de intervenir en el mercado a favor de los productores.

“Tal vez sea fácil tomar decisiones sobre obras, caminos o rutas que hay que construir pero hay otro manojo de decisiones que hace mucho tiempo no se tomaban y son las de intervenir en el mercado, para ordenar la producción en favor de los pequeños productores, productores que todavía son excluidos y cuya renta que perciben no es la adecuada”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *