“Está claro que se debe modificar la ley del INYM”, asegura el Movimiento Agrario Misionero

mam

Salvador Torres, secretario general del Movimiento Agrario de Misiones, anticipa que los productores apoyan la iniciativa para modificar la ley del Instituto Nacional de la Yerba Mate.

mam

Salvador Torres, secretario general del Movimiento Agrario de Misiones, anticipa que los productores apoyan la iniciativa para modificar la ley del Instituto Nacional de la Yerba Mate.

 

¿Una de las cooperativas conformada por el Movimiento Agrario de Misiones (MAM) hace unos días exportó 20 toneladas de yerba a Rusia con ausencia del Estado, que opinión merece este hecho?

 

El Estado no cuenta con un organismo que se encargue de promocionar la exportación de productos y derivados de la agricultura familiar y si lo tiene no se nota en las actividades de las cooperativas, desde siempre pedimos políticas diferenciadas para la agricultura familiar, esa debería ser una.

¿Esto se puede deber a una falta de recursos?

No creo, al Estado no le cuesta mucho recursos implementar algo asi, solo es cuestión de decisión política.

 

¿Qué opinas como referente del MAM del proyecto que van a presentar en el Congreso los diputados misioneros para reformar el INYM?

Está claro que se debe modificar la ley de INYM (Instituto Nacional de la Yerba Mate), desde el Movimiento Agrario de Misiones, en el mismo momento de la aprobación de esta ley, hace más de 10 años, alertamos sobre su falta de capacidad regulatoria.

Lea también: Rovira quiere reformar el INYM para aumentar recursos para productores y tareferos

¿Esta falta de regulación en qué los ha afectado?

Nos afecta porque la ley no cuenta con un instrumento para intervenir en el mercado como podría ser un mercado consignatario, pero además no tiene capacidad de definir precios, regular la producción y la calidad.

 

¿Qué debe incluir la modificación de la ley?

La modificación de la ley tiene que ir en el sentido en que realmente se cumpla como corresponde, no como viene sucediendo hasta ahora que aquello que define el INYM no se cumple en lo más mínimo y comienza a realizar tareas que no tienen nada que ver para lo cual fue creado. En cuanto al fondo especial que propone el presidente de la Legislatura, Carlos Rovira, corre el riesgo de lo que pasa con el Fondo Especial del Tabaco, que termina financiando en forma indirecta a las grandes empresas. Aquí el Estado tiene que tener mecanismos de intervención de la actividad que distribuya en forma justa la renta y no ser únicamente el que siente a las partes de la cadena productiva para que se arreglen entre ellos. Es el Estado el que tiene que ponerle un parate a la excesiva concentración en el sector.